Gatos hechos con tubos de cartón

Gatos hechos con tubos de cartón

Gracias a los tubos de cartón que podemos tener en casa, podemos elaborar unos lindos gatitos para que puedan servir como botes para guardar nuestras pinturas y lapiceros. Es una manualidad muy bonita para que puedas realizar con los más pequeños de la casa.

Con un poco de imaginación podemos forrar los tubos con cartulinas metalizadas o con brillantina. O bien, podemos pintarlos con pintura acrílica. La cara sí que está hecha con cartulina y el resto de materiales son de primera mano para que podamos hacer la cara del gato.

Los materiales que he utilizado son:

  • Cartulina de color rosa con purpurina
  • Cartulina de color dorado
  • 4 tubos de cartón reciclado, para sólo un gato
  • Dos limpiapipas de color rosa para hacer los bigotes
  • Un pompón pequeño de color marrón o parecido
  • Dos ojos de plástico
  • Dos pompones grandes de colores pastel para simular las patas
  • Rotulador negro permanente
  • Tijeras
  • Lapicero
  • Regla
  • Silicona caliente y su pistola

Puedes ver esta manualidad paso a paso en el siguiente vídeo:

Primer paso:

Escogemos las cartulinas para forrar los tubos. Tomamos las medidas necesarias, las recortamos y las pegamos a los tubos con la ayuda de la silicona caliente. He escogido como pegamento la silicona para que se pueda pegar rápidamente y con fuerza las cartulinas.

Segundo paso:

En la parte de atrás de la cartulina dorada dibujamos la cara del gato y la recortamos. En la parte dorada de la cartulina empezamos a pegar los elementos de la cara. Comenzamos pegando los ojos de plástico.

Tercer paso:

Cogemos el limpiapipas y recortamos trocitos iguales para colocar y pegar seis tiras, haciendo la forma del bigote. También pegaremos el pompón que será la nariz del gato. Con el rotulador negro dibujamos la boca del gato, nos fijamos en la foto.

Gatos hechos con tubos de cartón

Cuarto paso:

Unimos los cuatros tubos con la silicona, tienen que quedar alineados y con los colores indistintos, no seguidos. Cogemos la cara del gato y la pegamos en el primer tubo. Con el rotulador negro pintamos la parte interna de las orejas.

Gatos hechos con tubos de cartón

Quinto paso:

Pegamos los pompones grandes en la parte baja de los tubos para emular las patitas del gato. Dibujamos la cola en la cartulina dorada, con forma ondulada. Colocamos la cola al final de uno de los tubos, en la parte contraria de la cara. O bien podemos encajar la cola con un pequeño corte en el tubo, o bien pegándola.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.