Dos ideas para hacer manualidades con washi tapes – DIY fácil

En este tutorial te traigo dos ideas para hacer manualidades con washi tapes. El washi tape es una cinta adhesiva decorativa que está hecha como la cinta de carrocero o de carppintero, pero con dibujos y patrones de colores.

 

Tarjeta de cumpleaños

Empezaremos por crear una tarjeta de felicitación de cumpleaños. Veamos a continuación los materiales que necesitas y el paso a paso.

Materiales

  • Cartulina blanca
  • Washi tape de tres diseños distintos
  • Washi tape en tono dorado, amarillo o naranja
  • Rotulador
  • Tijeras

Paso a paso

Para hacer la tarjeta de cumpleaños pega unos centímetros de cada uno de los tres washi tapes que hayas elegido. Pégalos en vertical y separados por un par de centímetros entre una tira y otra. De esta forma simularemos las velas de una tarta. Corta las cintas por alturas diferentes para que las velas parezcan unas más altas que otras.

Vamos a hacer ahora las llamas de las velas. Para ello coge tu cinta de washi tape de un tono dorado, amarillo o naranja. Corta tres gotas con las tijeras y pégalas sobre las tiras que acabas de poner en la tarjeta.

Y ya sólo tienes que escribir el mensaje que quieras, y tendrás lista tu felicitación de cumpleaños. Es genial para hacer con niños, incluso para las invitaciones de la fiesta de cumpleaños.

Salvamanteles

La segunda idea es un salvamanteles hecho con palitos planos o palos de polo. Ya verás que útil.

Materiales

  • Ocho palitos planos o palos de polo
  • Washi tapes
  • Silicona en pistola

Paso a paso

Deberás empezar cogiendo seis de los ocho palos de polo que tienes preparados. Esos serán los que vas a cubrir con los washi tape. Pégalos de un lado a otro de los palos asegurándote de que no quedan torcidos para que no se vea la madera.

Para los extremos de los palos, dobla el washi tape por la curva hacia abajo, de esta manera cogerá la forma curvada y la parte de abajo no se va a ver. También puedes cortarlo con las tijeras, pero ésta es la manera más fácil y rápida de disimular esa parte.

Ahora que tienes los seis palos forrados, es hora de unirlos con los otros dos y crear la estructura del salvamanteles. Coloca uno de los palillos sin forrar debajo de los seis palillos forrados y dispuestos en vertical. Ponlos de tal forma que queden a la misma distancia unos de otros y vayan de un extremo a otro del palo colocado en horizontal. De esta forma sabrás dónde debes pegar cada uno. Aplica silicona en pistola en cada una de las uniones y pega todos los palos. Pega también otro palo en horizontal en el otro extremo para unir las dos partes de los palos forrados.

Y tendrás tu salvamanteles listo para utilizar y proteger cualquier superficie, pero lo mejor de todo es que es también decorativo.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *