3 IDEAS PARA RECICLAR TUBOS DE CARTÓN Y CREAR ADORNOS DE NAVIDAD

En este tutorial te enseño 3 ideas para que puedas reutilizar los tubos de cartón del papel higiénico, papel de cocina, papel film, cinta adhesiva… y convertirlos en bonitos adornos para Navidad.

Materiales

Para hacer las tres manualidades necesitarás como elemento común tubos de cartón, pero además utilizaremos otros materiales específicos para cada idea.

Servilleteros

  • Tubo de cartón
  • Tijeras
  • Cintas
  • Silicona en pistola
  • Adornos navideños como copos de nieves, muérdago, bellotas, piñas en miniatura…

Colgante navideño congelado

  • Tubo de cartón
  • Tijeras
  • Silicona en pistola
  • Pintura en spray
  • Cola blanca
  • Purpurina blanca

Casita navideña

  • Tubo de cartón
  • Pintura acrílica blanca, roja, negra y dorada
  • Bolita roja o pompón rojo
  • Silicona en pistola
  • Pincel
  • Tijeras
  • Goma eva roja o cartulina roja
  • Rotulador marrón
  • Perforadora circular
  • Hojas artificiales
  • Cartón

Paso a paso

En el siguiente vídeo tutorial puedes ver el proceso de elaboración de cada una de las ideas reciclando los tubos de cartón. Son muy fáciles y con unos resultados muy buenos. Además rápidas de hacer, para que si en el último momento te ves muy justo para comprar o crear unos adornos, puedas recurrir a estas ideas económicas.

No te olvides de ningún paso para que puedas hacer los adornos tú mismo. Para eso te explico a continuación de forma sencilla cómo hacer las tres manualidades para que no tengas ningún problema.

Servilleteros

Para hacer los servilleteros debes cortar un tubo de cartón de los pequeños por la mitad, de ahí podrás sacar dos servilleteros. Pega la cinta en el cartón y rodéalo todo con ella. Una vez tengas cubierto el tubo átale un lazo con otra cinta o cordón de un color distinto para que destaque. En el centro de la lazada le puedes pegar el adorno que hayas elegido. Yo he escogido para uno unas bellotas y para otro un copo de nieve de madera.

Colgante navideño congelado

Lo bonito de este adorno es darle el efecto de escarcha, y eso lo vamos a conseguir con la purpurina blanca. Primero debes cortar el cartón en 8 tiras de aproximadamente 1cm de ancho. Aprieta un poco dos extremos del círculo de cartón  y así harás una forma que recuerda a una hoja. Pega 4 entre sí por uno de los extremos y forma una cruz. Las otras restantes las pegas justo entre cada una de las anteriores.

Corta otros cuatro círculos pero esta vez ábrelos, porque lo que debes hacer es enrollarlos como un caracol para crear una espiral. Esa espiral la debes pegar dentro de los primeros círculos que has pegado.

Píntala con el spray, mucho más cómodo que con pincel. Yo he utilizado dorado pero queda también muy bien en blanco. Cuando la pintura haya secado aplica abundante cola blanca por una de las caras y esparce ahí la purpurina. Cuando seque, al ser purpurina blanca parecerá que el adorno tiene escarcha por toda esa cara.

Casita navideña

La casita es la que lleva más tiempo, pero igualmente es muy fácil.

Pinta el tubo de cartón de color rojo. Corta un círculo de goma eva o cartulina roja y píntale todo el borde y unas líneas como si fuese una puerta de madera. Pégale el círculo al tubo. Para hacer el tejado recorta un rectángulo de cartón y píntalo de blanco. Para hacer el efecto desgastado dale toques de negro con un pincel seco muy suavemente, y si quieres difuminar más frota un poco con un pañuelo o papel. Pega el tejado sobre el tubo rojo.

Para tapar el agujero que queda entre el tejado y la casa pega unas hojas artificiales, y para añadir más detalles aplica unos círculos de silicona en el centro y píntala de dorado. Sobre ella pega la bolita roja o el pompón.

Aplica pintura blanca en la base de la casita para simular la nieve. Y si le haces un agujero al tejado y pasas un hilo por él podrás colgarla del árbol de Navidad.

Te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *